Hoy se celebra el Día Mundial de la Diabetes

0

Cada 14 de noviembre, desde el año 1991, se celebra el Día Mundial de la Diabetes, una enfermedad crónica que afecta a 422 millones de personas en todo el mundo, sin importar edad, raza o ingresos económicos. Y es que fue un 14 de noviembre, pero de 1891, cuando nació Frederick Grant Banting, el que se convertiría en el inventor de la insulina junto con su colega Charles Best, transformándose así en salvadores de todos aquellos que estaban destinados a un fatídico final una vez que eran diagnosticados con la condición.

Sin embargo, al hablar de diabetes no se puede hablar de una enfermedad aislada, sino que hay que hacer una clara distinción entre los dos tipos, que corresponden a condiciones bastante diferentes.

Diferencias y mitos de la diabetes tipo 1 y la diabetes tipo 2

Muchas veces, al escuchar la palabra ‘diabetes’ uno se imagina a una persona que ha llevado una alimentación a base de azúcares y tartas, una vida llena de pasteles y dulces por doquier, que serían los responsables de que el páncreas deje de funcionar correctamente y los niveles de glucosa en sangre se disparen.

Error.

La diabetes tipo 2, que es la más extendida alrededor del globo terráqueo, puede tener cierta relación con una mala alimentación y un estilo de vida sedentario. En ocasiones, también va unida a niveles altos de colesterol y tensión arterial alta. Sin embargo, la genética (y la mala suerte) juegan un papel aún más importante en el desarrollo de la enfermedad. La diabetes tipo 2 se puede controlar en muchas ocasiones con una dieta especial y pastillas que funcionan como un motor extra en el páncreas para que haga bien su trabajo y segregue la insulina correspondiente.

Por el contrario, la diabetes tipo 1, que afecta tanto a niños como adultos, es una condición autoinmune en la que las células beta, productoras de la insulina, se ven atacadas por unos anticuerpos que actúan sobre ellas y dejan al páncreas inservible en su tarea de controlar la glucosa en sangre. Los diabéticos tipo 1 no suelen tener problemas de obesidad ni colesterol. Los diabéticos tipo 1 se tienen que pinchar insulina al día entre 4 y 7 veces al día y se enfrentan al reto de tener que hacer el trabajo de un órgano que se ha puesto en huelga.

Aunque cada año la temática por el Día Mundial de la Diabetes cambia (este año está dedicada a las mujeres en edad reproductiva) lo cierto es que cada 14 de noviembre se celebra una esperanza para encontrar la cura. Se festeja el desarrollo de aparatos que hacen la vida más fácil a los diabéticos, que están en riesgo de sufrir complicaciones en un futuro. Hace unas semanas, sin ir más lejos, la primera ministra británica, Theresa May, hizo una aparición pública enseñando su monitor de glucosa adherido al brazo.

 

Síntomas de la diabetes

Aumento de ganas de orinar.

Incremento de la sed.

Pérdida de peso.

Aumento del apetito. 

Fatiga.

Irritabilidad.

Visión borrosa.

 

Sobre el autor

Deja tu comentario