Sadiq Khan planea instalar una red de fuentes públicas en Londres para reducir los desechos plásticos

1

El alcalde de Londres, Sadiq Khan, planea instalar una red de fuentes y puestos de relleno de botellas de agua en emplazamientos públicos de la ciudad. Con el objetivo de reducir la cantidad de desechos plásticos que se generan cada día, Khan también estaría barajando la posibilidad de fijar la obligación de que todos los negocios de Londres ofrezcan el agua de sus grifos al público.

El Ayuntamiento ayudará a los municipios londinenses a encontrar ubicaciones adecuadas para fuentes y estaciones de relleno de botellas de agua en espacios públicos nuevos o remodelados, como centros urbanos, centros comerciales, parques y plazas”, afirman desde el gabinete del alcalde. Además, invitan a toda la ciudadanía a dar su opinión sobre esta propuesta a través de su página web.

En todo el mundo se compran un millón de botellas de agua al minuto, lo que supone 20.000 cada segundo, y se espera que esta cantidad aumente un 20% para 2021. Estudios revelan que más de la mitad de las compradas en 2016 no fueron recogidas para su reciclaje. Gran parte de estas botellas de plástico termina enterrada en vertederos o se acumula en el océano, causando daños medioambientales incalculables.

Reino Unido declara la guerra a los desechos plásticos

Las intenciones de Khan coinciden con las del secretario de medio ambiente, Michael Gove, que también se encuentra inmerso en una lucha por reducir las cantidades de plástico que genera Reino Unido. Hace escasos días se anunciaba otra medida al respecto: el Gobierno británico prepara un nuevo impuesto para los productos hechos con plásticos no reciclables, tales como cubiertos, cajas de comida para llevar o embalajes.

A ello se une el compromiso de algunas cadenas de restaurantes como Pret a Manger, JD Wetherspoon o London Zoo, y de figuras del mundo de la gastronomía como Jamie Oliver, que en un reciente comunicado pedía la instalación de más fuentes de agua.

Sobre el autor

Un graduado en periodismo que hace cuatro años no había salido de su pueblo y ahora está en Londres. La vida es aceptar cosas.