Los hospitales de Inglaterra preocupados por una nueva cepa viral de gripe

0

El servicio de salud nacional británico, NHS, podría verse este invierno sobrepasado de trabajo por los casos de gripe. La Sociedad para la Medicina Aguda (SAM, por sus siglas en inglés) afirmó que las operaciones planificadas podrían ser suspendidas o canceladas si el NHS debe hacer frente a las demandas adicionales producto del brote de gripe esperado durante la próxima temporada invernal.

Acorde a una encuesta consultada por el periódico británico Metro, nueve de cada diez centros de salud y atención en toda Inglaterra están preocupados por la capacidad de su organización para enfrentar el invierno. El presidente de SAM, Dr. Nick Scriven, que representa a los médicos del hospital que cuidan de pacientes ingresados ​​en emergencia pero que no necesitan cirugía, sostuvo que una temporada de gripe podría sobrepasar al NHS.

El jefe de NHS de Inglaterra, Simon Stevens, advirtió el mes pasado a los hospitales que deberán estar preparados para una temporada de gripe “presurizada” después de un fuerte brote en el hemisferio sur durante el invierno. También Stevens reconoció que el servicio de salud estaba supervisando la situación en Australia y Nueva Zelanda, donde los hospitales se vieron obligados a cerrar sus puertas a nuevos pacientes y la gente se enfrentó a largos tiempos de espera.

Pero el Dr. Scriven matizó que, a pesar de hablar de los preparativos, los médicos se sienten como si no hay “nada más que hacer que mantener los dedos cruzados”. “En los últimos dos o tres años no hemos tenido que lidiar con ningún brote importante de infección como el norovirus o la gripe, pero este año estamos prediciendo una temporada de gripe grave que nos abrumará después de lo que hemos visto en Australia y Nueva Zelanda“, añadió.

El representante de Inglaterra reclama que “a pesar de todas las conversaciones sobre los preparativos, en el terreno parece que no hay nada nuevo este año, ya que el Gobierno no ha logrado abordar eficazmente los problemas detrás de las presiones a las que nos enfrentamos”. Asimismo cree que el NHS, tanto en camas como en personal clínico, fallará en cumplir plenamente con su servicio ordinario y la actividad casi seguramente cesará por varios meses “.

Más de la mitad de los líderes de salud británicos están “extremadamente preocupados”

Mientras tanto, la Confederación NHS encuestó a 131 líderes de la salud -incluyendo directores ejecutivos y directores no ejecutivos de organizaciones que incluían fideicomisos de hospitales agudos miembros, servicios comunitarios y fideicomisos de salud mental- para averiguar cuán preocupados estaban por la capacidad de su organización para lidiar durante el próximo invierno.

La encuesta reveló que el 57% admitió que estaban “extremadamente preocupados”, mientras que un 35% adicional estaba “preocupado” y sólo el 8% confia en que su organización podría hacer frente a lo largo de la temporada. “El sistema de salud y atención en Inglaterra está en un estado frágil y es justo decir que muchas organizaciones lucharán para satisfacer las expectativas en los próximos meses”, sostuvo el director ejecutivo de la Confedereación NHS, Niall Dickson.

“No existe sólo el panorama de presión constante – por la alta ocupación de la cama y resto de problemas recurrentes sino también la preocupación de un ataque serio de gripe producto del mal tiempo“, admite el director ejecutivo de la adminsitración de NHS que asegura que para muchos de sus miembros este año parece más difícil.

Sobre el autor

Deja tu comentario