Reino Unido, entre los países con menor tasa de lactancia materna del mundo

0

Según declaraciones de expertos en diferentes materias, existen varios condicionantes que hacen que Reino Unido sea uno de los países con menor tasa de lactancia materna del mundo.

Las cifras actuales demuestran que uno de cada tres niños ingleses son amamantados hasta los seis meses, descendiendo a uno de cada 200 hasta los 12 meses. Un gráfico obtenido del periódico The Guardian sitúa en la cabeza a Noruega, Japón o Australia como los países que sí mantienen esta mentalidad, al contrario que Francia, Canadá o Reino Unido, que se sitúan en los puestos más bajos.

A pesar de las pruebas y evidencias científicas, como prevenir las infecciones y desarrollar la capacidad mental y física de los recién nacidos, Reino Unido se sitúa en el ranking mundial de baja lactancia.

Muy pocas madres británicas amamantan a sus hijos pasados los dos meses

Tres cuartas partes de las madres inglesas empiezan a amamantar, pero pasados los dos meses muy pocas de ellas lo siguen haciendo, a pesar de los muchos beneficios que tiene para el crecimiento del bebé. Para que esta rutina beneficie a los infantes, deben cambiarse las actitudes, tanto de la población en general como de las madres, que muchas veces están igual de desinformadas respecto al tema.

Entre las soluciones que se proponen se encuentra desde enseñar en los colegios los conocimientos básicos y naturalizar el tema, hasta dar apoyos a las madres primerizas, todo ello mientras se produce también un cambio de actitud social.

Estos cambios han podido verse en varias personalidades públicas, como por ejemplo la senadora Larissa Waters, que se convirtió en la primera política que amamantaba a su bebé durante una votación del Parlamento en Australia.

Unicef y la Organización Mundial de la Salud publicaron un informe que explicaba que millones de niños de todo el mundo morían debido a la falta de lactancia materna, al igual que muchas economías veían decrecer sus ingresos por la falta de la misma. Además, ningún país del mundo cumplía con los estándares de la OMS.

Entre los defensores de promover el cambio de actitud está la profesora Neena Modi, presidenta del Real Colegio de Salud y Pediatría, entre cuyas demandas están acabar con la sexualización del cuerpo de la mujer y empezar a normalizar el hecho, incluso en los más pequeños. También se encuentra Anthony Lake, director ejecutivo de Unicef, que explica que la lactancia materna es una de las inversiones más eficaces y rentables para los más jóvenes y para las economías mundiales.

Sobre el autor

Deja tu comentario