Reino Unido necesita a los inmigrantes para sustentar su economía

0

La economía británica necesita un flujo migratorio de 200.000 personas al año para evitar las consecuencias catastróficas vinculadas al Brexit, según afirma un estudio publicado por el grupo de reflexión Global Future.

Las causas de la necesidad de este flujo migratorio se basan en el envejecimiento de la población en Reino Unido, la baja productividad y la escasez de mano de obra en determinadas zonas del país.

El informe hace una crítica hacia los conservadores, que el pasado jueves se comprometieron a limitar la migración neta a decenas de miles, prometiendo duplicar el coste para contratar a un trabajador cualificado extranjero.  El informe además advierte que si Reino Unido se niega a ser flexible en cuanto a los puestos de trabajo, el país podría sufrir una década de lento crecimiento similar a la economía japonesa.

Este análisis de Global Future, que abarca tanto la migración de la Unión Europea como la no comunitaria, se basa en el análisis macroeconómico y en un análisis por sectores de la actual escasez de mano de obra.

El informe, asimismo, afirma que la crisis del mercado del trabajo es posible que sea más grave en un corto plazo a menos que los ministros británicos publiquen un plan del Brexit sobre los residentes europeos en Reino Unido y la inmigración.

La economía del Reino Unido no se puede sostener sin los inmigrantes

Incluso con una edad de jubilación posterior, Reino Unido necesitaría 130.000 personas más al año para mantener a la población activa en su nivel actual.

El informe también predice que la demanda de mano de obra cualificada en la asistencia social, la construcción y la enfermería requiere unos 47.000 trabajadores inmigrantes al año, cifra superior a la actual.

Y en sectores como la hostelería, las compañías seguirán dependiendo en gran medida de la migración, ya que el informe prevé que se necesitarán  60.000 inmigrantes al año.

Sobre el autor

Alicante, 1995. Publicitaria trabajando actualmente en El Ibérico en Londres con muchas ideas y ganas de aprender.

Deja tu comentario