Científicos escoceses crean una cámara que puede ver a través del cuerpo humano

0

Un grupo de científicos escoceses ha desarrollado una cámara con la que se puede ver el interior del cuerpo humano. Su función consiste en hacer un seguimiento y encontrar la posición exacta de la herramienta que se encuentra dentro del cuerpo en una exploración interna. Dicho seguimiento se hace posible al detectar las fuentes de luz de las partes luminosas que suelen tener estas herramientas como, por ejemplo, la punta iluminada del tubo flexible de los endoscopios.

La nueva cámara puede detectar partículas individuales, llamadas fotones, y  puede llegar a captar pequeños rastros de luz que pasan a través de los tejidos. Las primeras pruebas han sido superadas con éxito pues se ha demostrado que esta herramienta puede rastrear una fuente de luz puntual de 20 cm de un tejido en condiciones normales.

Se trata de algo novedoso que permite detectar  la posición exacta de estos instrumentos ya que, hasta entonces, era muy difícil definir el punto exacto en el que se encontraban. Esta herramienta que permite ver a través del cuerpo humano supone un gran avance para la medicina. Hasta el momento los médicos han tenido que servirse de escáneres con costes elevados, como los rayos X, para intentar conseguir un resultado parecido.

El proyecto está liderado por la Universidad de Edimburgo y la Universidad Herior-Watt

Este proyecto, liderado por la Universidad de Edimburgo y la Universidad Heriot-Watt, forma parte de Proteus Interdisciplinary Research Collaboration, el cual está desarrollando una gama de nuevas tecnologías para diagnosticar y tratar enfermedades pulmonares.

El profesor Kev Dhaliwal, de la Universidad de Edimburgo, hacía referencia a que “la capacidad de ver la localización de un dispositivo es crucial para muchas aplicaciones en el cuidado de la salud“, pues avanzan con “enfoques mínimamente invasivos para tratar la enfermedad”.  Además, Dhaliwal señalaba que esta cámara “tiene un potencial inmenso para diversas aplicaciones, como la descrita en este trabajo”.

“Mi elemento favorito de este trabajo fue la capacidad de trabajar con los médicos para entender un desafío de salud práctico y luego adaptar tecnologías y principios que normalmente no saldrían de un laboratorio de física para resolver problemas reales”, declaraba Michael Tanner, de la Universidad de Heriot-Watt.

 

Sobre el autor

Deja tu comentario