El frío de Reino Unido desploma las ventas de los pequeños comercios

El frío hace que la ropa de verano se resista a entrar en los armarios de los británicos.Las frías temperaturas que están azotando los meses de primavera no sólo son una consecuencia directa en los planes ociosos de los británicos, sino que están afectando a las ventas de los pequeños comercios provocando un descenso en el registro de sus beneficios.

Las ventas de los minoristas se han visto afectadas directamente por el frío, sus clientes se resisten a la subida de los precios e incluso se han visto condicionados en gastar su tiempo libre para ir de compras.

La venta de alimentos, muebles de jardín, barbacoas o la ropa de verano son los productos más afectados por la ola de frío.

La Oficina de Estadísticas Nacionales (ONS) ha afirmado que los minoristas han sufrido un descenso de 1,3% en la cantidad de productos vendidos, siendo las tiendas de alimentos las más afectadas. Estas han registrado una caída de un 4,1% en el mes de abril, las tiendas de ropa le siguen con una caída del 0,2% en comparación con el mismo mes del 2012, que sufrió el mayor desplome desde el año 2000.

Los Ministros británicos confían en un rebote en las ventas al por menor durante el 2013 y así impulsar el crecimiento económico.

Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio