Portada | Cultura y Ocio | Entrevista con Yinka Graves, bailaora flamenca de la compañía Dot, Dot, Dot: “Somos inglesas, algo que nos da un sello especial a todo lo que creamos”

Entrevista con Yinka Graves, bailaora flamenca de la compañía Dot, Dot, Dot: “Somos inglesas, algo que nos da un sello especial a todo lo que creamos”

El flamenco es un lenguaje universal y que no entiende de nacionalidades. La compañía de flamenco Dot, Dot, Dot es una prueba fehaciente para aquellos que piensen lo contrario. Con este nombre, – que en inglés significa puntos suspensivos -, se presentan las tres bailaoras o dots, como entre ellas se llaman. Yinka Graves, Noemi Luz y Magdalena Mannion, son tres bailaoras inglesas que imprimen con su marca especial todo lo que interpretan.

No Frills es una presentación maravillosa de la compañía Dot Dot Dot

A la pregunta: ¿Habéis encontrado algún tipo de barreras a la hora de bailar flamenco o aprenderlo? Yinka Graves que hace las veces de portavoz del grupo en esta entrevista, asegura que “desde esa misma pregunta nació No Frills, el primer espectáculo de Dot, Dot, Dot«. “Lo que sí sabemos es que el flamenco enamora, y una vez que te engancha no te suelta, da igual la nacionalidad que tengas” apostilla Esi, quien añade que “no obstante cualquier persona que quiere intentar que este arte forme parte de su vida profesional, encontrará barreras de algún tipo”.

Así, poco a poco y con total fluidez las dots crearon No Frills, su primer espectáculo, donde trabajan el flamenco desde la raíz y lo trasladan a un contexto contemporáneo junto a la cantaora Ana Colom, Lioam Howarth a la guitarra y Rafael Casado a la percusión.[pullquote]Hay mucho apoyo y amor cuando estamos en el estudio juntas, nos sentimos libres de probar, equivocarnos, opinar y fluir[/pullquote]

Como personas individuales encontramos diferentes matices a la hora de interpretar los palos flamencos, pero como compañía, como un todo, ¿qué es lo que os identifica?

Como compañía buscamos la simplicidad como forma de llegar directamente a lo que nos mueve. Quisimos dejar sitio para la expresión individual de cada una. Las tres somos muy distintas bailando y creo que eso es lo que nos hace más fuerte. A la vez de eso celebramos un mundo que nos une, que las tres compartimos (creo que muy intuitivamente) una visión muy definida a la hora de bailar juntas. Si como personas nos entendemos y nos inspiramos pues en el estudio, ¿cómo iba a ser distinto? Además somos las tres inglesas, algo que, aunque inconscientemente, nos va a dar un sello especial a todo lo que creamos, y culturalmente no tenemos barreras.

¿Cuáles son vuestros referentes en el cante y baile del flamenco?

En la compañía tenemos la influencia de Madrid y Sevilla, unos aires bastante distintos que caracterizan nuestro baile. Cada una hemos tenido a una maestra que nos ha marcado, para Noemí sería Yolanda Heredia; para Magdalena, Belén Fernández y para Yinka Graves, La Lupi. En cuanto al cante, creo que lo más importante siempre es escuchar a los cantaores antiguos, y aún más creando esta obra que tiene que ver con la esencia, con volver a la raíz. Nombrando a algunos que nos inspiran y fascinan: Tomás Pavón, Juana la de la Pipa, Juan Valderrama, Manuel Vallejo y la Niña de los Peines.

https://vimeo.com/106879292#embed

En No Frills, que es lo que se ofrece al público como carta de presentación de Dot, Dot, Dot?

No Frills, que sería más o menos traducido como “Sin Revuelo”, es precisamente lo que dice el título; el querer quitar la estética decorativa para poder quedarse con pura expresión. Experimentamos tal y como sentimos esa energía vital del flamenco, libres de extras innecesarios. A través de algunos de sus estilos tradicionales, vamos en búsqueda de una expresión pura y sincera.

¿Comenzasteis el año pasado con vuestra gira con No Frills por el Reino Unido y os quedan lugares por recorrer como, Exeter u Oxford… ¿Cómo calificáis lo hasta ahora vivido?

Está siendo una experiencia maravillosa y enriquecedora. No Frills es creación y producción nuestra; es un espectáculo que sentimos muy nuestro. Cuando lo presentamos en el verano del 2014 fue un verdadero subidón ver el éxito que tuvimos y la reacción tan positiva del público. Seguimos desarrollando y mejorando el espectáculo en muchos aspectos y tenemos muchas ganas de hacer esta segunda gira en febrero.

¿Cómo es el proceso de creación coreográfico?

Para las tres fue una dulce sorpresa descubrir lo fácil que es crear juntas. Más que nada como hay mucho apoyo y amor cuando estamos en el estudio juntas, nos sentimos libres de probar, equivocarnos, opinar y fluir. Además las tres contribuimos por partes iguales.

¿Qué aporta cada una a la hora de ponerse a crear desde la nada? ¿Dónde encontráis la inspiración?

Trabajamos los momentos “tradicionales” de baile como una coreografía flamenca en base a lo que requiere cada palo. Pero para otras partes partimos desde la improvisación para crear material. Es un lujo. Lo que nos maravilla es que muchas veces vamos en la misma línea, y cuando no, conversamos, probamos, aclaramos lo que queremos evocar en dicho instante y hasta ahora solemos volver a encontrarnos. Es un espacio bastante democrático.

¿Saldréis al exterior para llevar Dot, Dot, Dot más lejos, como a festivales en España u otros países?

¡Sí cómo no! Ya se están presentando las posibilidades de presentar No Frills en España. Y más allá de eso estaremos siempre abiertas a todas las oportunidades que surjan.

¿Qué objetivos o metas queréis alcanzar como compañía? ¿Tenéis ya en mente un segundo espectáculo?

Sí, de hecho ya tenemos el concepto para la siguiente obra, y va a ser bastante distinta a No Frills… Nos hace mucha ilusión volver al estudio, inspirarnos y crear.

Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio