México hace historia con el ‘voto chilango’ vía Internet

El consejero electoral del Distrito Federal, Néstor Vargas Solano, visita Londres en su gira europea para promover la participación ciudadana a través de la red

Por primera vez en la historia los originarios de la Ciudad de México residentes en el exterior –conocidos como chilangos- van a poder ejercer su derecho a sufragio a través de Internet, una modernización de la cultura política que se une al tradicional voto por correo. Con esta nueva modalidad implantada por el Instituto Electoral del Distrito Federal (IEDF), órgano independiente de cualquier partido político, se quiere facilitar el derecho de voto al ciudadano chilango que reside en el exterior.

El consejero electoral del Distrito Federal, Néstor Vargas Solano, que se encuentra de gira por Europa para hacer llegar a los mexicanos en el exterior las ventajas de este sistema de voto, hizo un parón en su viaje para reunirse con la comunidad mexicana estudiantil de Londres. Con ellos intercambió los parabienes de esta sistematización de voto, aclaró dudas y realizó un feedback de propuestas o posibles deficiencias a mejorar para futuras votaciones. Se estima, según fuentes de la Embajada de México en Londres, que la comunidad mexicana residente en Londres alcanza la cifra de los 5.000 habitantes, de los cuales 2.000 son estudiantes que vienen a la capital británica a formarse académicamente.

«Con esta nueva modalidad implantada para la elección de jefe de Gobierno el próximo mes de julio, apostamos porque se doble la participación», indicó Néstor Vargas, quién explicó que en «las elecciones del 2006 para elegir al presidente de la República fueron 33.000 las emisiones de voto, de la cuales 5.400 llegaron del Distrito Federal».

En el último recuento de inscripciones de voto en el exterior, con fecha a 11 de marzo, se obtuvieron 8.500 registros de todas las partes del mundo. Desde EEUU (4.369), España (802), Canadá (579), Alemania (425) o Reino Unido (387), entre un gran listado de países, los mexicanos han realizado un total de 8.567 registros para poder elegir a su próximo jefe de Gobierno. De esta cifra el 67% lo ha hecho a través del correo ordinario y el 33% mediante Internet.

Ganó la certeza

Una vez con la credencial electoral que permite a cada mexicano ejercer su derecho a sufragio, hasta el pasado 5 de marzo, los ciudadanos del Distrito Federal residentes en el extranjero pudieron registrarse en la web votochilango.org.mx. Tras ser dados de alta en el sistema, los interesados recibirán un correo con un enlace de acceso único al sistema de votación que se pondrá en marcha del próximo 28 de mayo al 1 de julio.

Este sistema de votación ha dado sus primeros pasos «sin recursos presupuestarios y con el tiempo encima, por lo que hemos ido cuesta arriba», explicó Vargas Solano ante las dificultades encontradas en el camino de la legalidad. Votar por Internet pudo ser una realidad sin trabas a partir del 12 de enero, fecha en la que el Tribunal Electoral dejó de darle viabilidad a este sistema de voto online.

A finales del año pasado, el Tribunal Electoral capitalino emitió una sentencia en la que se consideró que el voto vía web no ofrecía «las medidas de seguridad necesarias para proteger las condiciones de libertad, secrecía y emisión directa del sufragio de los capitalinos residentes en el extranjero». A esta derogación, el IEDF dio muestras de que las votaciones por Internet «cumplen los principios de objetividad, medidas de seguridad y certeza establecidos», tal y como explicó Nestor Vargas durante el encuentro que mantuvo con El Ibérico en la embajada de México en Londres.

Ante las dificultades plausibles por la decisión del Tribunal Electoral de dejar fuera del sistema de votaciones la participación por Internet, el IEDF tuvo que frenar por un par de meses los programas proyectados para desarrollar el voto a través de la red hasta que la Sala Regional del Distrito Federal del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación revocó el fallo.

El consejero Néstor Vargas, quién hizo hincapié sobra la importancia del ‘voto chilango’, admitió que «los órganos institucionales somos órganos de buena fe y confiamos en el ciudadano que pide ejercer su voto. Por ello tratamos de quitarle trabas burocráticas y acercar la posibilidad desde la comodidad».

Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio