Ecuador retira las medidas extra de protección para Julian Assange

0

El cese de la buena sintonía de Ecuador y Julian Asaange ya había sido anunciado. Ahora, ha llegado a su fin. Ya en abril de este año, la embajada del país americano decidió restringir las comunicaciones online de Assange. Hoy, Ecuador cierra el último capítulo de la Operación Hotel y declara que retira las medidas de protección para Julian Assange.

Desde hoy, Assange pasará a ser considerado “como cualquier otro” huésped de la embajada. Así lo anunciaba el Gobierno de Ecuador. El presidente ecuatoriano, Lenin Moreno, ha dado la orden de retirar la protección adicional de la que, hasta ahora, gozaba el hacker. Moreno también ha mostrado diferencias con el ex-presidente Rafael Correa con respecto al trato ofrecido al hacker.

El propio Moreno ya había descrito la situación de Assange es como “una piedra en el zapato”. Tal es así, que, incluso, se ha acusado al australiano de hackear las mismas comunicaciones de la embajada. Por el contrario, Ecuador ya había tomado medidas al respecto. Entre otras, restringir sus comunicaciones online y restringirle las visitas.

Los mensajes, comentarios y demás acciones controvertidas online de Assange ponían en riesgo las relaciones internacionales de Ecuador con sus socios globales. Assange había publicado comentarios muy polémicos en varias redes sociales sobre países como Reino Unido y España. Después de haber lanzado este comunicado, las informaciones aparecidas en prensa sobre Assange no han mejorado la situación.

Ecuador gastó £3.7 millones en protección para Julian Assange

El alto coste de mantener al fundador de Wikileaks en la sede diplomática han contribuido, también, al cese de las medidas de extra protección. The Guardian desvelaba hace escasos días los más de 3 millones de libras gastados por Ecuador en la seguridad de Julian Assange. Ecuador ya no destinará los más 60.000 dólares mensuales en la conocida Operación Hotel para proteger al hacker. El futuro de Assange en Londres parece, hoy, más incierto que nunca.

Sobre el autor

Deja tu comentario