4 planes en Londres para que disfrutes como un niño

0

Hace tiempo os hablamos de lugares donde poder disfrutar como un niño. Ha pasado tiempo y os recordamos algunos de ellos y actualizamos con nuevas ideas.

¿Estás en la veintena pero te sientes como un niño? ¿La treintena no te ha hecho madurar? ¿El Peter Pan que llevas dentro pide a gritos salir? Si eres de los que hace tiempo que llegaste a la vida adulta, pero tu cerebro no lo asimila y te encanta disfrutar como un enano, desde el Ibérico te ofrecemos 4 planes en Londres para que saques el niño que llevas dentro.

1. Piscina de bolas en Londres

Uno de los bares de moda de la ciudad el Ballie Ballerson. Tiene instalada en la planta baja de su local una piscina con 250.000 bolas transparentes que están iluminadas por 10.000 leds fluorescentes. Así que si lo que te gusta es hundirte entre bolas mientras un Dj pincha la música del momento, el local ofrece pases de dos horas para poder disfrutar y hacer un remember de los momentos más divertidos un niño.

2. Camas elásticas en Londres

¿Añoráis la sensación de saltar lo más alto posible? No hay problema, en el oeste de Londres se encuentra Oxygen Freejumping un parque de trampolines y camas elásticas. Y lo más importante, es que es para todas las edades. El parque ofrece diferentes sesiones, pero si lo que queréis es quitaros el mono y descargar energías con unos buenos saltos, es que acudáis a una sesión free jumping. Se trata de una sesión en la que durante una hora, podréis disfrutar de todas las camas elásticas y trampolines por vuestra cuenta.

3. El tobogán más alto del mundo

Si eres de los que le gustan las emociones fuertes estás de suerte, porque en Londres tenemos el tobogán más alto del mundo, que desde junio de 2016, se puede visitar. En realidad se trata de una auténtica obra de ingeniera, la obra de arte más alta de Reino Unido, el Arcelor Mittal Orbit.  Una torre situada dentro del parque olímpico “Queen Elizabeth” y  con 114,5 metros de altura, ofrece unas vistas espectaculares de Londres a 20 millas de distancia. Y además de las vistas, ofrece poder bajar por el tobogán que gira y se retuerce 12 veces, incluyendo un estrecho tirabuzón, y finaliza con una bajada recta de 50 metros hasta el suelo. Un emocionante viaje de 40 segundos que alcanza una velocidad de 15 millas por hora.

4. Zorbing en Londres

¿Habéis oído hablar del zorbing? El zorbing nació en los 90 en Nueva Zelanda y básicamente se trata de practicar deporte dentro de una gran bola de plástico hinchable. Se puede jugar al fútbol, andar sobre el agua, correr o simplemente dejarse caer por una colina. Que es lo que se hace en el Go Zorbing de Londres. ¿Preparados para dejaros caer?

Sobre el autor

Mis pasiones comunicar y viajar. Adicta a la información, el aguacate y el chai latte. Cinéfila y seriéfila. No sobreviviría un verano sin helado de vainilla. Amante de la montaña y la playa a partes iguales. No soporto el viento sur, la gente pesimista ni el desorden.

Deja tu comentario